Skip to main content

Relatos de curación

Sana de un severo resfriado

Día a día Nancy está aprendiendo a través de la práctica de la Ciencia del Cristo, que efectivamente “Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones” (Salmos 46:1).

Las necesidades financieras fueron respondidas

Nuestro verdadero trabajo es aceptar todo el bien que ya estaba fluyendo del Amor. 

Sana de adicción a fumar

Podemos reclamar nuestro derecho a las bendiciones del “infinito sostenedor” aquí mismo, ahora mismo, sin importar cómo se vean las circunstancias. 

Curación de muñeca quebrada

Ron es agradecido por haber visto cómo el registro material de una lesión puede ser borrado y reemplazado con la realidad espiritual de nuestra plenitud y perfección como hijos de Dios.

El temor sanó, el quiste desapareció

Cuando su hija presentó muchos dolores debido a un quiste, esa autora oró para ver a su hija más claramente como una idea espiritual de la Mente divina que, en realidad, no podía estar lastimada o enferma.

Sana de neumonía y de problema al corazón

Ao enfrentar um problema físico, Luis recordó lo que había aprendido en la Ciencia Cristiana: que es la imagen de Dios, por lo tanto, perfecto y espiritual, sin enfermedades, y sin una predisposición a tener enfermedades. Lea cómo la cura se procesó por medio de la oración.

Desapareció el problema al corazón

El percibir con más claridad que la vida verdaderamente no depende de las condiciones materiales ha traído la curación para Libby.

Curación de síntomas de malaria

Abrazar verdaderamente la voluntad de Dios, el bien, significa comprender que no vivimos en la materia sino en el Espíritu, y que Su voluntad brinda armonía a Sus hijos.

La clave para la curación

Kerstin se aferró al hecho de que ella es el reflejo del Amor, espiritual, no material, y alcanzó la curación después de un accidente.

Rápida curación de dolor de garganta

Esta rápida curación fue una demostración para Robert de que rechazar el razonamiento material, y recurrir a lo que Dios conoce como completamente bueno, puede traer libertad y alegría.

La misión de El Heraldo

La explicación divinamente inspirada de la Sra. Eddy sobre la misión de El Heraldo de la Ciencia Cristiana, fundado en 1903, se ha convertido en símbolo de las actividades del movimiento de la Ciencia Cristiana que abarca al mundo. Las palabras de la Sra. Eddy figuran en la inscripción de la cornisa del edificio de La Sociedad Editora de la Ciencia Cristiana: para proclamar la actividad y disponibilidad universales de la verdad. El Heraldo es una expresión tangible del interés de nuestra Guía en compartir con toda la humanidad el inapreciable conocimiento de la Ciencia de la Vida. La Sra. Eddy comprendió que el Consolador había venido “para la sanidad de las naciones”.

Alfred F. Schneider, El Heraldo de la Ciencia Cristiana, número de mayo de 1974

Saber más acerca de El Heraldo y su misión.