Skip to main content Skip to search Skip to header Skip to footer

Nuestra eterna estrella

Del número de diciembre de 1982 de El Heraldo de la Ciencia Cristiana


Un final puede muchas veces indicar un nuevo comienzo. Por ejemplo, aunque nos parezca que la estrella matutina desaparece al apuntar el día, sabemos que aún sigue brillando y que mañana será visible otra vez.

Iniciar sesión para ver esta página

Para tener acceso total a los Heraldos, active una cuenta usando su suscripción impresa del Heraldo ¡o suscríbase hoy a JSH-Online!

La misión del Heraldo

 “...para proclamar la actividad y disponibilidad universales de la Verdad...”

Mary Baker Eddy, La Primera Iglesia de Cristo, Científico, y Miscelánea, pág. 353

Saber más acerca del Heraldo y su misión.