Skip to main content Skip to search Skip to header Skip to footer

La Verdad no puede ser restringida

Del número de abril de 1981 de El Heraldo de la Ciencia Cristiana


Yo estaba en el húmedo, estrecho Cuarto subterráneo, en Filipos, que se dice, es el lugar Donde a Pablo arrojaron después de mucho hacerlo azotar. Un pequeño icono con tizne de dedos y el gastado peldaño Quebraban el insulso anticipo: cuatro dispares paredes de barro a punto de derrumbe.

Iniciar sesión para ver esta página

Para tener acceso total a los Heraldos, active una cuenta usando su suscripción impresa del Heraldo ¡o suscríbase hoy a JSH-Online!

La misión del Heraldo

 “...para proclamar la actividad y disponibilidad universales de la Verdad...”

Mary Baker Eddy, La Primera Iglesia de Cristo, Científico, y Miscelánea, pág. 353

Saber más acerca del Heraldo y su misión.